Fuera de concurso

A la luna de Sayago

A la luna de Sayago he de comprarle un lucero

para que en las noches no se sienta sola,

o tal vez sea soledad electa, no lo sé.

A la luna de Sayago he de susurrarle una nana

para que al salir el sol duerma descansada

o tal vez quiera estar despierta, no lo sé.

A la luna de Sayago he de llevarla muy lejos

que conozca otros lugares y gentes

o tal vez quiera quedarse, no lo sé.

A la luna de Sayago he de contarle mil cuentos

para que se distraiga y no eche en falta a la gente

o tal vez quiera verdades, no lo sé.

A la luna de Sayago he de cantarle tonadas

con charros y panderetas, con jotas y castañuelas,

o tal vez prefiera el silencio, no lo sé.

A la luna de Sayago he de plantarle un huerto

de los que hace años llenaban todos los suelos

o tal vez quiera tierra baldía, no lo sé.

Solo sé que por las noches cuando la miró en el cielo

veo tristeza en su cara

veo las calles desiertas, veo las puertas cerradas

veo paredes de piedras con una luz de plata

veo caminos enteros sin siquiera una pisada.

A la luna de Sayago he de regalarle mi alma.

Pau Glez.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s